CAMINANDO EN EL PODER DE DIOS

By May 7, 2012 Uncategorized No Comments

Domingo, 6 de mayo

Pastor Alfonso

Hoy es un día de fe, un día de milagros, hoy es un día de Su presencia.

Hemos tenido desde el mes de enero domingos de Su gloria. Vamos de gloria en gloria y lo hemos podido ver en el liderazgo, en la iglesia. Porque si alguien ha hecho la diferencia ha sido Dios. En todo lo que hacemos en esta iglesia la clave es Dios.

Es poderosísimo estar conectados a Él.

Hemos estado hablando que cuando estamos conectados a Dios recibimos poder. No importando las sazones y los tiempos debemos de creer en su poder.

Felipe fue retado por Jesús para alimentar a la multitud y el vio las circunstancias pero hubo un niño que, algo dentro de él le hizo decirles que él tenía los panes y peces para que Jesús hiciera el milagro. El discípulo no estaba conectado al poder de Dios pero el niño sí. Hubo una multitud desconectada pero la mujer del flujo de sangre si estaba conectada y Jesús dice que salió poder de Él por la fe de ella.

No se cuantos vengan hoy conectados al poder de Dios.

Es tiempo de caminar en su poder, de caminar en lo sobrenatural, de aceptar aquellos retos que Dios tiene para nuestras vidas. Donde otros no han tenido resultados, tú si vas a tener resultados.

Cuando te conectas a Dios estás encendido. Cuando estás conectado a Él, siempre esta preparando cosas para tu vida.

¡Hoy le vamos a prender fuego a tu sueños!

Me impresiona muchísimo Pedro porque ve a Jesús caminar en el agua y recibe el reto de que vaya hacia Él. Debemos aprender a caminar en su poder, aprender a caminar en lo sobrenatural de Dios. Es tiempo de dar un paso de fe. Por que en la Biblia nos dejó escrito que mayores cosas que las que Él hizo haremos.

Pedro seguro cuando lo vio dijo: yo quiero algo sobrenatural, qué aburrido estar en la barca. Constantemente debemos buscar caminar en Su poder y que cosas sobrenaturales ocurran.

Lo que te va a sanar es caminar en el poder de Dios. A Jesús le agradan aquellas personas que tienen fe y se atreven a caminar en lo sobrenatural. No queremos ser de los que leen sobre el poder de Dios sino queremos vivirlo en vivo y a todo color.

Para caminar en el poder de Dios necesitas caminar en lo imposible sin importar lo que otros te digan. No es de analizar las situaciones sino creer que si Dios pone algo en tu vida es por que te va a sostener.

A los sueños se les entra con fe, no con razón, sino con fe.

Pedro aunque se hundió, se atrevió. No te debes de mover por lo obvio, pero si debes de moverte por la revelación y eso te va a llevar a caminar en el poder de Dios.

Es tiempo de quemar la barca del temor, es tiempo de quemar la barca de la mala actitud, es tiempo de quemar esas barcas de tristeza, de la depresión y soñar en grande.

Hay muchas personas muy cómodas en la barca pero ya es tiempo de salir de allí, es tiempo de emprender desafíos que constantemente nos llevarán a crecer. Pedro aprendió después de esa experiencia.

Josué 1:1-6 “Aconteció después de la muerte de Moisés siervo de Jehová, que Jehová habló a Josué hijo de Nun, servidor de Moisés, diciendo: Mi siervo Moisés ha muerto; ahora, pues, levántate y pasa este Jordán, tú y todo este pueblo, a la tierra que yo les doy a los hijos de Israel. Yo os he entregado, como lo había dicho a Moisés, todo lugar que pisare la planta de vuestro pie. Desde el desierto y el Líbano hasta el gran río Eufrates, toda la tierra de los heteos hasta el gran mar donde se pone el sol, será vuestro territorio. Nadie te podrá hacer frente en todos los días de tu vida; como estuve con Moisés, estaré contigo; no te dejaré, ni te desampararé. Esfuérzate y sé valiente; porque tú repartirás a este pueblo por heredad la tierra de la cual juré a sus padres que la daría a ellos”.

Yo no se cuántos esforzados y valientes hay aquí. Josué tiene el gran reto de decirle al pueblo que a pesar que Moisés ha muerto, van camino hacia la promesa que Dios ha dado, que es tiempo de caminar en Su poder porque algo nuevo venía. Hay cosas que hasta que no mueren en tu vida, no empiezan las nuevas.

Hoy Dios tiene una Palabra para ti: “Levántate, es un nuevo tiempo”. Como iglesia debemos de creerle al Señor para avanzar y ver el poder de Dios manifiesto en su vida. Es por revelación que empiezas a moverte porque aunque sea algo contrario a lo que has vivido, esta revelación te hace ir en busca de lo sobrenatural.

Tu no te mueves por lo obvio, te mueves por fe y caminas en el poder de Dios. Lo de Dios no es natural por eso cuando queremos analizar a Dios, las cosas no se nos dan. No lo estudias, lo crees. No somos estudiantes, somos creyentes.

Hay cosas que están preparadas para ti pero no son obvias.

Josué 3:5 “Y Josué dijo al pueblo: Santificaos, porque Jehová hará mañana maravillas entre vosotros”. 

Prepárate por que Dios va a hacer maravillas. Los que deciden caminar en Su poder van a ver maravillas. Es un tiempo de milagros. Recuerda que Dios no se manifiesta en lo obvio.

Esta semana debes de vivir por la revelación de Su Palabra que está en ti y no por lo obvio.

Josué 3:13-17 “Y cuando las plantas de los pies de los sacerdotes que llevan el arca de Jehová, Señor de toda la tierra, se asienten en las aguas del Jordán, las aguas del Jordán se dividirán; porque las aguas que vienen de arriba se detendrán en un montón. Y aconteció cuando partió el pueblo de sus tiendas para pasar el Jordán, con los sacerdotes delante del pueblo llevando el arca del pacto, cuando los que llevaban el arca entraron en el Jordán, y los pies de los sacerdotes que llevaban el arca fueron mojados a la orilla del agua (porque el Jordán suele desbordarse por todas sus orillas todo el tiempo de la siega), las aguas que venían de arriba se detuvieron como en un montón bien lejos de la ciudad de Adam, que está al lado de Saretán, y las que descendían al mar del Arabá, al Mar Salado, se acabaron, y fueron divididas; y el pueblo pasó en dirección de Jericó.  Mas los sacerdotes que llevaban el arca del pacto de Jehová, estuvieron en seco, firmes en medio del Jordán, hasta que todo el pueblo hubo acabado de pasar el Jordán; y todo Israel pasó en seco”.

No era por lo obvio que ellos iban a pasar el Jordán, no era posible. A los que llevan la presencia de Dios son a los que debemos de seguir: a las personas que tienen la visión clara hacia donde van. En esta Iglesia tenemos una visión poderosa y sabemos a donde vamos, queremos ver el poder de Dios.

Hasta que no te bajas de la barca y no empiezas a caminar en el poder de Dios no sucede lo que Él ha prometido en tu vida. El poder se manifiesta en aquellos que creen.

¿Cuántos se atreven a poner sus pies sobre las aguas?  Acepta el reto de caminar hacia adelante.

Las obras de la iglesia son para esforzados y valientes. Nuestro liderazgo es de esforzados y valientes, no nos conformamos con lo natural. Seguimos porque lo que Dios  ha prometido, sabemos que lo va a cumplir. Ora, intercede, se esforzado y valiente.

No importa lo que estás viviendo hoy, es tiempo de caminar en su poder. Vive por fe no por lo obvio. Avanza y empieza a caminar en fe. Camina en lo sobrenatural conectado al poder de Dios.

Cuando estás en medio de una mala situación no olvides que Dios siempre tiene un “pero”.  Esos “peros” de Dios son porque siempre viene algo mejor. Tu eres un esforzado y valiente. Caminar en el poder de Dios es para esforzados y valientes.

No te vuelvas experto en dar vueltas en lo mismo, sino avanza hacia lo que Dios tiene preparado para ti. Si las cosas no suceden es porque muchas veces no te atreves a caminar en el poder de Dios para llegar a ellas.

Te toca a ti moverte por tu milagro, dejar de ver lo obvio y creer por esa revelación, por que Dios lo va a hacer en tu vida. No importa que tan cerrada esté la puerta, cuando el poder de Dios se manifiesta, Dios la abre.

Dile a Dios: Yo quiero caminar en fe, estoy conectado contigo Dios. Es tiempo de caminar en tu poder. Un nuevo tiempo comienza la manifestación del poder de Dios en tu vida.

Ese tiempo viene para ti porque el Señor está contigo!

Leave a Reply